viernes, 28 de febrero de 2014

Curias y comicios


Poco es lo que se sabe acerca de los lugares donde los romanos mantenían reuniones durante los tiempos de la República. En la mayoría de los casos se utilizaban espacios abiertos sin gran decoración monumental. La única excepción eran las curias, es decir, las divisiones del pueblo según tradiciones tribales. Las curias estaban unidas a santuarios o sacella, dedicados a Juno Quiritis, la diosa protectora de las antiguas uniones tribales. Estos lugares estaban destinados a deliberaciones y sacrificios, pero también a comidas comunes de los miembros, llamados curiales. Todo ello se hacía bajo la presidencia del curio, que era el máximo representante de cada gens curiales.

El primer santuario de las curias, situado en la parte antigua de la ciudad, se quedó demasiado pequeño, de modo que se realizó el traslado a una zona más moderna, pero siete curias se negaron a abandonar su tradicional punto de reunión, dando lugar a la distinción entre curiae veteres y curiae novae.

En tiempos del Imperio recibió el nombre de curia todo edificio donde se desempeñaran funciones gubernamentales.


Los comitia, por otra parte, eran los lugares de reunión de todo el pueblo soberano. El nombre de comitium se aplicó tanto a las asambleas allí reunidas como a la parte superior del Foro Romano, que era donde se mantenían. Se celebraron al aire libre hasta el año 208 a. C., cuando se cubrió por primera vez con ocasión de un censo que fijó el número de ciudadanos en 137.108. Es posible que se hiciera con lonas, como en los teatros y anfiteatros.

Había distintas clases de comicios. Según Aulo Gelio, “si se vota por clases, los comicios son Curiata, por curias; si se vota según el censo y la edad son Centuriata, por centurias: en fin, se les llama Tributa, por tribus, cuando se vota según el domicilio”.

Los comitia tributa o asamblea de las tribus estaba compuesta por las cuatro tribus que pertenecían propiamente a la ciudad, junto con todas las de las inmediaciones. Cada tribu tenía un único voto. Estos comicios elegían a los magistrados llamados cuestores y a los ediles curules patricios.

Los comitia curiata, convocados por el rey, fueron los primeros comicios, y la forma más antigua de poder legislativo, puesto que sus decisiones tenían fuerza de ley. Además eran ellos quienes investían a los reyes y a los magistrados electos con el imperium. Sus miembros son lictores, presididos por el pontifex Maximus. Eran, además, testigos de los nombramientos de los sacerdotes y sacerdotisas de la sacra publica romana.


Los comitia centuriata elegía a los pretores, a dos cónsules y a uno de los censores. Se reunían en casos de declaración de guerra, y para cuestiones de reclutamiento de soldados entre la población. Otra de sus funciones es entender de casos que pueden conllevar la pérdida de la ciudadanía.

Los comitia tributa y comitia centuriata se reunían con frecuencia en el Campo de Marte. A tal efecto se crearon lugares llamados primero rediles (ovile), y después septa o vallas. Se hicieron de madera hasta que Julio César hizo erigir unas espléndidas de mármol. El espacio en el interior tiene que haber sido enorme, si se tiene en cuenta que con posterioridad se celebraban allí luchas de gladiadores y batallas navales. 

En el mismo Campo de Marte se encontraba el diribitorium, un edificio espléndido destinado al recuento de votos por parte de los diribitores, oficiales electos. Los votos eran emitidos en la septa adyacente. La construcción, famosa por su tejado de vigas de extraordinaria longitud, fue iniciada por Agripa en el 25 a. C., y posteriormente Calígula hizo instalar bancos lo utilizó como teatro de verano, cuando el sol resultaba insoportable en el exterior. Claudio lo empeló como base para organizar el socorro durante un incendio en la zona. Había perdido ya su tejado cuando otro fuego, el gran incendio del año 80, destruyó el edificio, que ya no fue reconstruido.


18 comentarios:

  1. Interesante el origen religioso de estas asambleas políticas y que bueno que fuera Juno su patrona. Una de mis diosas favoritas.
    Bisous, Madame

    ResponderEliminar
  2. Bonsoir Madame
    Sinceramente este tema es muy erudito y lleva mucha tela, he tenido que leerlo y re-leerlo dos o tres veces :-)
    Confieso además que he tenido que recurrir a google para comprender ciertas definiciones:
    En resumen las curias eran formas de comicios dentro del derecho romano:
    Asambleas por Curias y Asambleas por Centurias.

    Todo esto nos hace reflexionar que una humilde aldea en la península itálica llegó a dominar casi toda Europa, Asia Menor y el norte de Africa, gracias a su excelente e inigualable organización.

    Feliz fin de semana a Ud. Madame y a todos los foreros que intengran el blog

    Frederick

    ResponderEliminar
  3. Madre mía que complicado que era el sistema de gobierno en la Roma republicana, ¡¡ no me extraña que la República se acabara liando consigo misma y que Augusto instaurara el Imperio !!

    Besos !!

    ResponderEliminar
  4. De aquí venimos. Nuestro sistema es heredero de aquél, con sus ventajas y sus miserias. Curioso será que nuestra actual palabra "tributo", cuando nos referimos a los impuestos, provenga de esa otra "tribu".
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. El sistema político romano siempre me ha parecido muy complejo y muy adelantado para su tiempo, a pesar de sus defectos (no hablemos de lo que hay en la actualidad)..
    ¡Un abrazo Madame y gracias por compartir!

    ResponderEliminar
  6. Sin duda, los romanos eran los "cultos" de aquellos tiempos. Excelente entrada.
    saludos

    ResponderEliminar
  7. Y gracias a esa organización porque donde parece que no chocaban mucho era en la forma de cobrar los tributos:se hace un poco extraño que en los tiempos que vivimos aun se apliquen cosas que tienen siglos.

    Feliz fin de semana madame.

    Bisous.

    ResponderEliminar
  8. Con los romanos, pasa como con el cerdo: todo es aprovechable.
    Las instituciones jurídicas sobre las que nuestro Derecho camina -cojeante- son el resultado de la herencia que nos dejaron; los comicios, elecciones y referendos, también. Hemos hecho retoques pero la estructura principal, los cimientos hay que buscarlos en Roma.
    Una estupenda clase de Derecho Romano

    Bisous y pase usted un buen fin de semana















    ResponderEliminar
  9. Interesante conocer el origen de muchas de las instituciones actuales y sus nombres tan parecidos a los que usamos ahora.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. mi querida Madame

    se nota que la Roma republicana y la umperial tenia un complejo sistema politico que mas parece ser el sistema de la USA de hoy dia

    donde el pueblo elige a sus electores pero no al presidente, o los representantes del legislativo

    pero muy buen tema mi querida Madame

    me suscribo de usted
    con afecto

    ResponderEliminar
  11. excelente entrada madame,he dw reconocer que me ha echo recordar lo poco que aabia de esa epoca y me ha enseñado otras.
    fueran como fueran los romanos nos dewjaron muchas cosas buenas(con sus dewfectos y sus errores) que hpy en dia empleamos en muchos terrenos.y que muchos han querido copiar ,si logran conseguorlo sera un milagro!
    de todos modos es un buen sistema haber si algunos se lo aplican.
    que pasen todos un buen fin de semana,bisous madame.
    ana

    ResponderEliminar
  12. A mi lo que más me impresiona de la organización romana, de la época Republicana desde luego, es la idea tan clara que tenian sobre la fatalidad de los cargos electivos. No se repetían los cargos, se pasaba por ellos una sola vez y por un tiempo delimitado y reducido. La silla curul por ejemplo , dónde se sentaban esos funcionarios era deliberadamente incómoda para que no diera ganas de apoltronarse mucho tiempo. Qué sabios fueron, pero la codicia pudo más y se llevo puesto a un sistema con fallas pero inmensamente mejor que el del resto de los pueblos. Besitos. Claudia.

    ResponderEliminar
  13. Hola Madame:
    Muy bueno. Como alguien comentó previamente, el sistema romano se parece y mucho al modo americano de hacer política (o al revés). Aqui es el inico de nuestra cultura y sistema de vida.

    Hoy trabajando Madame.

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Hoy, Madame, como tantas veces, descubrís todo un mundo a mis ignorantes ojos. Y de aquella curia debió tomar el nombre la eclesial, como tantas veces usando materiales de derribo generación tras generación.
    Bisous,

    ResponderEliminar
  15. Muy interesante, Madame. He de reconocer que me sonaban casi todos los términos... pero había perdido el significado de unos cuantos.
    Feliz fin de semana

    ResponderEliminar
  16. Debía ser un hervidero la reunión de la comitia, Ahora se reparte en colegios, pero entonces, todos juntos. Esos 137.000, y eso suponiendo que los ciudadanos no fueran acompañados por sus esclavos para llevarles la sombrilla.
    Interesante artículo.

    ResponderEliminar
  17. pues muy interesante, madame. me estoy leyendo, tranquilamente, una biografía de Julio César en la que se explican muchos de estos temas. muy interesante.
    buena semana, madame!
    bisous!!

    ResponderEliminar
  18. Saludos Madame,como siempre una entrada asombrosa,realmente desconocia el origen de estas reuniones políticas y que sus origenes fuesen religiosos.
    Un beso

    ResponderEliminar

"El pasado es un prólogo" (William Shakespeare)